MULTIPROPIEDAD NO ES LO IDÓNEO, PERO SÍ UN CAMBIO OBLIDADO: IRARRAGORRI

19

Ciudad de México.- Los tiempos del futbol como “hobbie” de empresarios llegó a su fin desde hace varios años, según Alejandro Irarragorri, el nuevo dueño del Atlas, que intenta ser ejemplo de rentabilidad con esta sociedad.

Convencido de que en México el futbol todavía no es la industria que debería ser, la cabeza de Grupo Orlegi, también es dueño de Santos, reconoció que la multipropiedad no es lo ideal.

“No creemos que el escenario ideal en el futbol mexicano sea la multipropiedad, sí creemos que es un puente que hay que transitar porque tenemos un gran compromiso en la Asamblea (de Liga MX) de mostrar cómo este negocio puede generar valor a la sociedad, a sus accionistas y muchas glorias también a sus aficionados”, explicó.

En 2013, el entonces presidente de la Federación Mexicana de Futbol, Decio de María, anunció que en 5 años se acabaría la multipropiedad. Sin embargo, ante la falta de empresarios que sostengan el negocio, el organismo dio marcha atrás en la estrategia.

“El futbol mundial ha vivido una transformación de equipos sociales a equipos que conforman sin duda hoy una de las industrias más importantes a nivel mundial en todos los sentidos, en los montos que se manejan, pero sobre todo en la trascendencia”, agregó Irarragorri.

“En México no hemos conseguido todavía el poder afianzar toda esa fuerza para poder ordenarla entre los clubes, entre los empresarios que invierten en los clubes”.

Irarragorri cree que eso ha inhibido que otros inversionistas confíen en el futbol mexicano, pero espera que Orlegi será ejemplo de rentabilidad.

“Esas historias donde los empresarios hacían esto como ‘hobbie’ me parece que se acabaron hace mucho tiempo, o donde un empresario ponía dinero simplemente para divertirse creo que se acabó en el momento en que esta industria se volvió una industria de los números”, aseguró.

De ahí que espera que Atlas se recupere en lo financiero y lo deportivo, al tiempo que Orlegi consolide su modelo de negocio expandible, originalmente pensado para adquirir equipos en otros países, tarea que deja para más tarde.

“Cuando se presenta una oportunidad como esta (es ineludible), con lo que representa este equipo, con el potencial que tiene de desarrollarse y de crecer, con la responsabilidad que tenemos de demostrar con ejemplos claros y precisos a distintos empresarios que esto es un negocio que genera mucho valor en todos los sentidos”, añadió.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *