LEÓN GOLEÓ AL AMÉRICA EN EL AZTECA

49

Ciudad de México.- ¡Tremendo bochorno para el América este sábado en el Azteca! Las Águilas fueron devoradas por una Fiera esmeralda que le pasó por encima al golearlo 0-3 con una soberbia actuación de Ángel Mena, la cual opacó rotundamente el debut de Nicolás Castillo con los azulcrema.

La derrota no solo significó un duro revés para los de Coapa, que no perdían en casa desde hace 25 juegos contando Liga, Liguilla y Copa MX, sino también porque los dejó muy mal parados de cara al Clásico ante Pumas, el cual se jugará el próximo domingo en CU, máxime porque los felinos obtuvieron su primer triunfo en la Liga y traen sed de revancha de la goleada en la Semifinal pasada.

Si hay alguien que cayó de pie en los Panzas Verdes, fue Ángel Mena. El ecuatoriano ha revivido en la Liga MX con el León y recuperado el nivel que algún día mostró en Cruz Azul, no solo porque anotó un doblete para consumar la goleada y antes poner la asistencia para el gol de José Juan Macías, que abrió el marcador al 11′, sino también porque por sus pies pasa prácticamente todo el juego de los esmeraldas.

El equipo de Nacho Ambriz brindó un gran juego, tanto porque controló el vertiginoso ataque de los azulcrema, también porque le logró quitar el esférico prácticamente todo el juego a su rival y cuando se le venía la noche encima, Rodolfo Cota estuvo atento para evitar la caída de su marco, sobre todo con una gran atajada en el segundo tiempo, a un remate de Guido Rodríguez con la cabeza.

Controlado todo el primer tiempo y ante la necesidad de al menos empatar el encuentro en el segundo tiempo, Miguel Herrera no tuvo de otra más que usar a la nueva y reluciente arma al ataque, Nicolás Castillo, quien entró al 60′ en lugar de Henry Martín, quien no pesó para nada en el encuentro.

Ya con el chileno en la cancha y con la afición a la expectativa de gritar su primer gol con las Águilas, el Killer chileno pasó totalmente desapercibido en la noche que era totalmente de Ángel Mena.

El Piojo también metió a su otro refuerzo, Nico Benedetti, quien tampoco pudo hacer nada, además de que también utilizó de cambio a Luis Reyes, que apenas volvió tras una apendicitis.

Pero ni con los cambios ni con todo su arsenal en el campo, el América pudo con una Fiera monstruosa, que lo devoró en todos los sectores del campo y le cortó las alas de forma estrepitosa.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *